La apología del burro por Alberto Vargas iturbe

January 28, 2020

La apología del burro por Alberto  Vargas iturbe

Titulo del libro: La apología del burro

Autor: Alberto Vargas iturbe

Fecha de lanzamiento: May 11, 2011

Descargue o lea el libro de La apología del burro de Alberto Vargas iturbe en formato PDF y EPUB. Aquí puedes descargar cualquier libro en formato PDF o Epub gratis. Use el botón disponible en esta página para descargar o leer libros en línea.

Índice


LA BREVE HISTORIA DE VÍCTOR
CUANDO BEBO LA NOCHE
TE DECLARO REY DE LA SELVA
APOLOGÍA DEL BURRO
RECUERDOS DE SAN JUAN DE LETRAN
AUTORRETRATO
TÁCTICA Y ESTRATEGIA DE UN PADROTE
FRANCISCO FRÍAS
LA FUI A DEJAR A SU CASA Y REGRESÉ A ABRIR
ME ECHÉ UN PALO RAPIDITO DELANTE DE SU GÜEY
ME DORMÍ EN LA TIENDA
DE CHIMALHUACAN A VALLE DE CHALCO
Y DOMINGO, UN MONTON DE DIABLOS PICANDOLE EL CULO
LE METÍ LAS QUIJADAS DE LA VERGA
SALTO CARNAL A MARIELA
MI PITO ES GUSGO PARA LAS MUJERES
LO CORTÓ POR COBARDE
QUERÍA ARRANCARLE UNOS PELOS PARA COLECCIÓN
LE HIZO UNA CHAQUETA DEBAJO DE LA MESA
UN DÍA ME FUI TRAS ELLA PARA ENTERARME DÓNDE VIVÍA
¿PERO CÓMO NO VA A ESTAR HACIENDO PENDEJO A MI HERMANO?

Fragmento:

"Las chavalas eran estudiantes de ciencias políticas. Convenimos en irnos a un hotel cerca de la colonia Roma. Encontramos uno barato. La mía no esperó el faje, se tumbó el vestido, le empecé a meter las quijadas de la verga, le rozaba con la cabeza bien hinchada, luego se lo apotecaba al ras del pito, le limé un buen rato.
En realidad tenía un chulo culo, unas tetas regulares pero sensuales. La puse a cuatro patas, me eché salivita y que se lo dejo ir por el chiquito, tiró un gritóte, pensé que se había desmayado; pero en un ratito empezó a dar señales de vida y entre pujido y pujido empezó a mover el culo.
-¡Muía hombre! Sentí que me matabas; pero empiezo a gozarlo en el esfínter.
La limé, luego dejé que ella moviera el culo. Después de haberla limado me dijo:
-Ya estoy bien rozada del fundillo.
Se lo saqué.
-Deja echarte tantito tequila en el rodete para que te alivies. Ya en la mañana podrás caminar bien. Además cuando vayas a cagar no te arderá cuando te limpies; eso no se aprende en ciencias políticas ni lo enseñan en la materia de metodología. Vamos a bañarnos."